VolverSistema financiero fortalecido

16.11.17
Sistema financiero fortalecido

La plaza financiera uruguaya se encuentra en un momento de alto crecimiento, solidez, liquidez y rentabilidad, en línea con el crecimiento económico del país en los últimos años. Las principales instituciones financieras que operan en Uruguay tienen grado inversor a nivel nacional e internacional, lo que refleja la fortaleza del sistema financiero uruguayo.

El sistema financiero uruguayo está conformado por 2 bancos públicos, 9 bancos privados y una amplia variedad de Instituciones no bancarias que se han consolidado en el país. Está regulado y supervisado por el Banco Central del Uruguay (BCU) a través de la Superintendencia de Servicios Financieros (SSF), tomando como referencia los estándares del Comité de Supervisión Bancaria de Basilea. Una de las características del sistema bancario de Uruguay es la alta participación de la banca pública. Actualmente, existen en Uruguay 299 sucursales de bancos, considerando tanto bancos públicos como privados, que emplean a más de 8.000 personas. Los depósitos del sistema bancario uruguayo se concentran mayoritariamente en la banca privada con una participación de 55% y han evolucionado hacia una mayor proporción de depósitos de residentes.

Los créditos otorgados por el total del sistema bancario al sector privado no financiero tuvieron un importante crecimiento en la última década. El 60% de los préstamos que se otorgan tienen como destino a las empresas, el restante 40% corresponde a créditos concedidos a las familias; de los cuales 22% es al consumo y 18% a vivienda. Uruguay viene avanzando fuertemente en la eficiencia de su sistema de pagos, que busca, entre otros, fomentar el uso de medios de pagos electrónicos en sustitución del efectivo. En este sentido, el gobierno impulsa un Programa de Inclusión Financiera (PIF) destinado a permitir el acceso y uso de los servicios financieros por parte de toda la población.